"No perdimos 225 hombres para rendirnos y huir ahora", afirmó un ex comandante británico y  vicepresidente de la Falkland Islands Association.
Tras la reunión entre el canciller Jorge Taiana y el Secretario General de Naciones Unidas, Ban Ki-Moon por el conflicto que generó la exploración petrolífera británica en Malvinas, militares británicos advirtieron sobre el peligro de llegar a una acción bélica entre ambos países.

En declaraciones al diario inglés Daily Mail, el ex comandante británico y actual vicepresidente de la Falkland Islands Association (Asociación de las Islas Malvinas), Peter de la Billiere, intimó a las autoridades argentinas a que “quiten sus manos” del conflicto diplomático.

El militar retirado advirtió que la Argentina sufriría "las más insoportables pérdidas si a las escaramuzas diplomáticas le sigue una acción militar".

De la Billiere señaló que no encuentra ninguna razón o justificativo político por el cual el Reino Unido no deba llevar adelante la exploración de hidrocarburos en las inmediaciones del archipiélago.

"No perdimos 225 hombres para rendirnos y huir ahora", afirmó de la Billiere respecto de los soldados británicos que murieron en la Guerra de Malvinas en 1982, y agregó que el Reino Unido demostró la intención de cumplir los deseos de los kelpers y de apoyarlos si se sienten amenazados.

En ese sentido, señaló que el Gobierno británico está desde anoche bajo presión para tomar una postura más dura en el conflicto, mientras los funcionarios diplomáticos intentan bajar el tono de la crisis.

Por su parte, el canciller argentino sostuvo que para la Argentina la exploración de petróleo que está realizando Gran Bretaña "claramente se trata de una actividad ilegal".

En declaraciones a la cadena televisiva estadounidense CNN, el funcionario indicó que "se trata de una apropiación de recursos no renovables que pertenecen al pueblo argentino y, además, es contaria a las decisiones de Naciones Unidas".

Taiana destacó el respaldo obtenido por los países latinoamericanos en la cumbre de México y expresó su agradecimiento al secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, por el encuentro mantenido ayer en Nueva York. También remarcó la disposición del Gobierno nacional para dialogar con las autoridades británicas pero subrayó que éstas "se niegan a hacerlo".

Por otro lado remarcó que es Londres quien "está usando la fuerza para defender un lugar que no le pertenece".

"Los que llevan armas al Atlántico Sur son las fuerzas de ocupación británica, los argentinos y la democracia argentina nunca usará las armas para reclamar sus derechos, vamos a hacer todo lo que esté a nuestro alcance en el marco del derecho internacional para defender nuestros derechos y recursos naturales", insistió-