La mandataria provincial electa asumió su cargo ante la Asamblea Legislativa bonaerense flanqueada por el presidente electo y el gobernador saliente, Daniel Scioli. Es la primera mujer en gobernar Buenos Aires luego de 28 años del Partido Justicialista en el poder.
Con Daniel Scioli presente y el presidente electo Mauricio Macri como testigo de honor, María Eugenia Vidal juró como nueva gobernadora bonaerense. "Finalmente llegó el día y no pensé que la felicidad iba a ser tan grande", comenzó admitiendo la gobernadora.

"Hoy empieza una etapa de dejar atrás el egoísmo, de ponerse en el lugar del otro", dijo Vidal al turno de hablar y dirigiéndose a los electores quiso dejar en claro: "la Provincia es de los vecinos, ustedes son nuestros jefes".

"Creo que gobernar es servir, es dejar la vida para los demás, como lo hace un bombero, un docente o un policía", compartió, antes de agradecer a su familia primero, a sus amigos y luego a sus compañeros de Cambiemos.

jurovidal.avi
También quiso dirigirse a los que la habían votado, pero especialmente "a los que no", para remarcar: "voy a gobernar para todos".

Los últimos agradecimientos fueron para Mauricio Macri y Horacio Rodríguez Larreta, presidente electo de la nación y Jefe de Gobierno porteño respectivamente, con quienes vaticinó trabajarán en equipo "porque es la única forma que conocen".

Vidal quiso hablarles a todos los intendentes "sean del partido que sean" y anunció que todos serán convocados la semana próxima para coordinar un trabajo conjunto. Antes de cerrar, envió un mensaje a todas las mujeres: "la Provincia las necesita". "Hoy la provincia que todos decían sólo podía ser gobernada por varones, va a ser gobernada por una mujer", remarcó.

VIDAL CON MACRI.jpg