Ollie Trezise es un bebé que, a sus 21 meses de edad, padece una enfermedad que hace que lo llamen el niño "Pinocho".
Ollie padece de encefalocele, enfermedad que hace que el tejido cerebral crezca por la cavidad craneana y le provoque una protuberancia en la nariz.

El pequeño fue diagnosticado con este mal durante una ecografía a las 20 semanas de gestación, donde los médicos observaron que tenía tejidos blandos inesperados creciendo en su rostro.

"Es un niño valiente y feliz. Para mí, Ollie es perfecto. Él es mi Pinocho en la vida real y no podría estar más orgullosa", manifestó Amy Poole, la joven madre del pequeño.

A pesar del amor que ella siente por su hijo, reconoció que fue víctima de comentarios crueles y diversas burlas por el aspecto de Ollie, e incluso contó que le dijeron en alguna oportunidad que "nunca debió haber nacido".

De acuerdo a la información de Daily Mail, el pequeño se sometió a una exitosa operación el año pasado en el Hospital Infantil de Birmingham, donde le abrieron el cráneo para eliminar el saco con exceso de líquido del cerebro y reconstruir su nariz.

Su madre espera que en un futuro le sigan practicando más operaciones a su hijo para que pueda tener un mejor aspecto y evitar que sea víctima de burlas cuando crezca.