El gobernador de Santa Fe cuestionó en el brindis de Ámbito Financiero la designación por decreto de magistrados para la Corte hecha por Macri.
El gobernador santafecino Miguel Lifschitz participó del brindis por el 39 aniversario del Diario Ámbito Financiero en el Palacio San Miguel y expresó sus "buenas expectativas" sobre su futura gestión y la de Mauricio Macri en la Nación, pero cuestionó el mecanismo de designación de los dos nuevos jueces de la Corte Suprema.

Lifschitz.Brindis Ámbito

"Las expectativas son muy buenas por lo que es Santa Fe, la potencialidad productiva que tiene la provincia. Tenemos una estructura financiera y presupuestaria equilibrada, con muchas perspectivas de crecimiento y desarrollo para los próximos años. También tenemos buena expectativa por el escenario nacional: es un escenario más distendido, de más diálogo, de más acuerdo, federalismo, por lo menos en estos primeros días, primeras señales, que esperamos se vayan consolidan en el paso de los días", dijo en diálogo con ámbito.com.

En ese marco, se refirió a la convocatoria de Macri para todos los mandatarios en la quinta de Olivos. "Generó muy buena sensación, todos los gobernadores de los signos políticos que estábamos allí valoramos positivamente el gesto, que tiene muy pocos antecedentes. A dos días de asumir, que un gobierno los convoque a todos es un buen primer paso".

Sin embargo, Liefchitz, abogó para que el almuerzo se traduzca en medidas y beneficios para los distritos. "Obviamente esto tiene que continuar con los ministros y la voluntad y vocación de integrar medidas y coordinar políticas".

En otro orden, rechazó la metodología utilizada por el Presidente para designar en comisión a los dos nuevos integrantes de la Corte Suprema de Justicia. "No comparto la metodología. Si bien es legal, constitucional, se podría haber optado por un mecanismo con mayor nivel de consenso, que es el que la mayoría de los Presidentes han utilizado: lograr el apoyo y voto del Senado", sentenció el dirigente rosarino.

"Si hubiera alguna razón de urgencia se podría haber llamado a sesiones ordinarias. Los nombres propuestos son muy buenos, particularmente Horacio Rosatti, a quien conozco más, es un jurista y constitucionalista de nota, prestigio y trayectoria académica. Ninguno de los dos hubiera sido objetado", consideró.

"Fue un mal procedimiento el que se utilizó. Tal vez (primó) la urgencia y el apresuramiento, pero hubiera sido más prolijo, le hubiera dado más jerarquía a los propios postulantes de haberlo hecho a través de la Legislatura", concluyó.