El Presidente, que se encontraba con su esposa y su hija en Villa La Angostura, donde fue a pasar unos días de descanso, decidió viajar a una de las ciudades más afectadas por las inundaciones del Litoral argentino. Tras recorrer el lugar, dio una conferencia de prensa.
Mauricio Macri en Concordia
El presidente Mauricio Macri, quien arribó el viernes por la tarde a la localidad neuquina de Villa La Angostura para pasar unos días de descanso junto a su familia, definió suspender sus vacaciones y viajar a Concordia este domingo, a raíz de las inundaciones que afectan a todo el Litoral.

El mandatario se trasladó el viernes en el avión oficial, desde Buenos Aires hasta el aeropuerto internacional de la ciudad rionegrina de Bariloche, junto a su esposa Juliana Awada y su hija Antonia.

La estadía en el Complejo Cumelén de Villa La Angostura iba a ser primer descanso oficial de Macri tras 15 días al frente del Poder Ejecutivo.

Este domingo tras recorrer las zonas inundadas, el mandatario brindó una conferencia de prensa, en la que manifestó la importancia de "que los afectados sepan que no están solos".

"Quiero felicitar a todos los voluntarios de la ciudad, a toda la gente que se comprometió, los que se acercaron, se arrimaron y ayudaron"
, comenzó expresando Macri, antes de enumerar las medidas con las que el gobierno nacional intentará revertir la difícil situación que se vive en la región.

"Nos tenemos que comprometer con soluciones definitivas"
, subrayó el Presidente, antes de informar que "la nación va a participar con el 66% de la construcción de las viviendas" y "colaborar con la defensa que hoy tiene Concordia".

"Recurriremos a todo el crédito que consigamos para hacer la mayor cantidad de obras posibles", aseguró además Macri, sin dejar de mencionar que el cuidado del medio ambiente es clave para que estas situaciones no se repitan: "es un compromiso que debemos asumir todos, porque somos todos responsables".

Embed
Embed