El Samsung Galaxy S7 vendrá en dos tamaños según informa el medio de Corea del Sur ET News. Una de las versiones tendrá una pantalla plana de 5.2 pulgadas y la versión Edge, que tendrá la pantalla curva, de 5.5 pulgadas.
Si esto termina siendo real, la estrategia de Samsung cambiaría notablemente ya que los anteriores modelos, tanto del convencional como del Edge, tenían pantallaas de 5.1 pulgadas.

Se trata de una táctica que utiliza Apple hace dos años con el iPhone 6 y el iPhone 6 Plus, que le funcionó perfectamente ya que las ventas aumentaron notablemente.

Los rumores indican que los nuevos teléfonos de Samsung llegarán a principios de 2016. Algunos hablan de febrero, mientras que otros indican que será en marzo.