Humberto Próspero, abogado de los hermanos Cristian y Martín Lanatta, insistió en que los delincuentes pudieron ser obligados a salir del penal de General Alvear al volver a sostener que no se trató de una fuga.
Asimismo, volvió a decir que no participó en ningún "tipo de negociación" tendiente a que se entregaran los prófugos y no mantuvo "ningún tipo de contacto" con ellos "después del acontecimiento en el que quedan afuera del penal" el domingo 27 de diciembre.

"No nos gustó hablar de fuga porque nos pareció una circunstancia por demás extraña en cuanto al relato oficial que se hizo en la secuencia en la que ellos salieron del penal", explicó Próspero.

El letrado, consultado sobre si los obligaron a salir del complejo carcelario, respondió: "Es una posibilidad".

"Entendemos que pudo haber pasado eso, sí. No nos parece que tres personas salgan de ese modo como se relata",
concluyó.