El chico de 10 años, mostró su talento en la final y su espontaneidad al enterarse de la gran noticia.

Este viernes se pudo ver la gran final de la segunda edición argentina de MasterChef Junior, entre Sebastián, de 10 años, y Uziel, de 13. Sebas nació en España, pero vive desde los 7 años en San Isidro y fue el más chico de la competencia, se convirtió en el ganador gracias a los sofisticados platos que llevó al jurado.

Seguí leyendo en RatingCero.com