Desde hace tres años, el financista tiene pedido de captura internacional, pero nadie logra dar con él. Tras la fuga de los hermanos Lanatta y Víctor Schillaci, intensificaron su búsqueda en países limítrofes. ¿Cuáles son las sospechas que recaen sobre este hombre que está prófugo desde hace 44 meses?
Ibar Esteban Pérez Corradi nació el 16 de julio de 1977 y, a pesar de ser muy joven, logró afianzar una fortuna considerable. Trabajó como empleado del Banco Nación entre 1996 y 2002, mientras incursionaba en el mercado de medicamentos y preparados para deportistas.

A fines de 2006, Pérez Corradi -alias "Peluca" o "Colita"- se convirtió en un próspero financista de actividades y socios dudosos. Se mudó de Los Polvorines a Martínez, en el norte del conurbano bonaerense.

Pérez Corradi es considerado por la Justicia de Estados Unidos un narcotraficante de relevancia, debido a que con sus negocios unió a las rutas de la droga que van de la Argentina a México, viceversa. Desde allí, sus mercancías podrían partir hacia otros continentes.

Lo cierto es que para investigadores del narcotráfico local e internacional fue Pérez Corradi uno de los principales nexos del narco argentino con el del Cartel de Sinaloa. Además, era socio de Martín Lanatta y acreedor de Sebastián Forza, una de las víctimas del triple crimen de General Rodríguez. También estaba asociado con Néstor Lorenzo.

En el 2010 había sido procesado por lavado de dinero por el juez Norberto Oyarbide, en el marco de un caso relacionado con falsificación de medicamentos y tráfico de efedrina, en el cual también estaban implicados el empresario Néstor Lorenzo, el sindicalista Juan José Zanola y Sebastián Forza.

Sin embargo, y si bien estuvo detenido preventivamente, nunca pudo finalizarse la investigación en su contra y luego de dos años tuvo que ser liberado al cumplirse el plazo de la prisión preventiva. Desde ese momento, su rastro se esfumó definitivamente.

En 2013, los camaristas Ricardo Borinski y Víctor Violini no sólo avalaron las penas de prisión perpetua para los hermanos Cristian (40) y Martín Lanatta (41) y los hermanos Víctor (33) y Marcelo Schillaci (34) sino que instaron a la Justicia de Garantías de Mercedes que reitere la orden de captura nacional e internacional de Pérez Corradi.

Los investigadores creen que el financista es el jefe de la banda que cometió el triple crimen de General Rodríguez y el autor material de los asesinatos.

De hecho, no descartan que Pérez Corradi haya tenido relación con la fuga de los Lanatta y Schillaci del penal de General Rodríguez y que haya sido uno de los apoyos para que se mantengan a resguardo de las fuerzas policiales mientras estuvieron prófugos.