El ex mandatario chileno se reunió este martes con el Presidente y llamó a profundizar la apertura económica de la región "con las potencias mundiales". También abogó por una mayor integración energética.
El presidente Mauricio Macri recibió este martes en su despacho de Casa de Gobierno al ex jefe de Estado de Chile Sebastián Piñera, quien se mostró favorable a una alianza entre el Mercosur y la Alianza de Pacífico, los tratados de libre comercio con las potencias mundiales y una integración de los sistemas energéticos entre ambos países, a la vez que afirmó que la "Argentina está viviendo un verdadero renacimiento y período de esperanza".

Al término del encuentro, que duró cerca de dos horas, el ex mandatario chileno sostuvo que "Argentina está viviendo un verdadero renacimiento y período de esperanza, después de cuatro años de estancamiento, sin crecimiento, con tanta división y confrontación", y agregó que es momento de "desatar todas las fuerzas de la libertad del pueblo argentino".

Piñera, quien mantiene "una amistad con Macri desde hace muchos años", sostuvo que el encuentro con el mandatario argentino giró en torno "a los temas del mundo, de la situación económica mundial y de América Latina, y por supuesto de la Argentina", que "tiene un futuro lleno de oportunidades para dejar atrás la pobreza, el subdesarrollo y la división".

Piñera: "Argentina está viviendo un verdadero renacimiento y período de esperanza"

Según su visión, Argentina "puede ser un país que lidere a América Latina hacia la libertad, el progreso y la justicia para todos nuestros habitantes", al igual que Brasil, pero que ambos deberán asumir "una integración plena" con "tratados de libre comercio entre ellos y con el resto de los países de América Latina, pero también con el mundo".

"Ese es un camino que con el Mercosur estuvo cerrado y yo siento que hoy en día se está abriendo, porque el presidente Macri tiene una visión mucho más moderna y sabe dónde están las grandes oportunidades y los grandes desafíos de la Argentina hacia el futuro", sostuvo el dirigente chileno en declaraciones a periodistas acreditados de Casa de Gobierno.

El ex presidente de Chile insistió que "sin dudas, son modelos distintos los que están siguiendo el Mercosur y la Alianza del Pacífico. La Alianza del Pacífico se ha integrado hacia su interior, pero además nos hemos integrado con el mundo. La verdadera integración en este mundo de la sociedad del conocimiento y la información no es solamente entre América Latina, es entre sus países y el resto del mundo".

El ex presidente chileno abogó por una mayor apertura del Mercosur a trabar acuerdos con el resto del mundo

"Este es un camino que tenemos que saber transitar con inteligencia para poder tener éxito. La sociedad del conocimiento y la información es una revolución que está golpeando nuestras puertas y que va a ser muy generosa en oportunidades para quienes la quieran tomar, pero va a ser indiferente, e incluso cruel con aquellos países que le den la espalda", sostuvo.

Sobre la relación bilateral entre Argentina y Chile, sostuvo que en el último tiempo no se han aprovechado "todas las oportunidades pese a tener una relación muy amistosa", y propuso avanzar en una integración que incluya la apertura de nuevos pasos fronterizos y una plena integración energética.

Y explicó: "Los dos países podemos beneficiarnos mutuamente si integramos nuestros sistemas energéticos. Tenemos diferencias de horario; y entonces el pico energético de Argentina no coincide con el chileno. Cuando tenemos sequía nosotros, normalmente no la tiene Argentina, y ahí hay una enorme posibilidad de integración, económica y cultural".

En ese sentido, concluyó que en Europa los sistemas energéticos "están integrados desde los países nórdicos hasta España y Portugal; sin embargo, en América Latina, cada país es una isla energética. La integración, particularmente entre dos países que comparten una frontera tan extensa como Chile y Argentina, va a ser un enorme beneficio a una energía más limpia, más segura y más económica para ambos".