Son datos que se registran en Estados Unidos. Los padres también optan por limitar el acceso a internet de los adolescentes.



Un 65% de los padres de adolescentes en Estados Unidos privaron de Internet o de su teléfono celular a sus hijos para castigarlos, según un sondeo realizado por el instituto independiente Pew Research Center.

La encuesta, llevada a cabo entre 1.060 padres, buscó determinar el grado de control que los padres de familia ejercen sobre sus hijos de entre 13 y 17 años.

El 59% de los adultos encuestados consultaron el índice de llamadas realizadas por sus hijos o la mensajería electrónica del móvil del adolescente.

Con respecto a Internet, 61% verificaron los sitios visitados por sus hijos y 60% consultaron sus perfiles en las redes sociales.

El 82% de los padres indicaron que su hijo adolescente tiene un teléfono móvil, 69% disponen de una cuenta en Facebook y 29%, en Twitter.

Por último, el 83% de los progenitores que tienen una página de Facebook y cuyo hijo también está presente en esta red social se han hecho "amigos" del adolescente.

El sondeo fue realizado en dos tiempos, entre septiembre y octubre del 2014 y entre febrero y marzo del 2015.