Luego de que la justicia ratificara la suspensión del decreto del Gobierno que intervino el organismo, su ex titular se presentó nuevamente en el edificio. Sin embargo, la Policía volvió a impedirle el ingreso.
El ex titular de la Afsca, Martín Sabbatella, se presentó este jueves nuevamente en el edificio del organismo para retomar sus funciones, tras conocerse la decisión del juez Iván Garbarino, a cargo del juzgado federal 7 en lo Civil y Comercial de la Ciudad de Buenos Aires, de mantener la vigencia de la medida cautelar que suspendió los decretos de desplazamiento del directorio y su intervención, hasta que se pronuncie un tribunal de apelaciones.
"Hay un gobierno elegido por el voto popular que actúa desobedeciendo las órdenes judiciales y eso es grave", expresó Sabbatella y aseguró que "al estar vigente la cautelar, están suspendidos los efectos de los decretos y se cae la intervención".
Este mediodía, Sabbatella se presentó en el edificio ubicado en Suipacha al 700 y la Policía Federal volvió a impedirle el ingreso, tal como había sucedido el martes cuando intentó retomar sus funciones, de acuerdo a los fallos de Garbarino y de Martina Forns, jueza federal N° 2 en lo Civil, Comercial y Contencioso Administrativo de San Martín, que aceptaron amparos contra los decretos presidenciales que dictaron la intervención de la Afsca y su fusión con la Aftic en el marco de la creación del Ente Nacional de Comunicaciones.
Más temprano, en horas de la mañana, trabajadores de la Afsca explicaron a la agencia Télam que las autoridades declararon "asueto administrativo" y debieron dejar el edificio por lo que la dependencia se encontraba desalojada y con las luces apagadas.
Además de la decisión de Garbarino, la jueza Forns a través de un escrito, corrió vista a la fiscalía sobre la causa, asegurando que recibió la información solicitada al gobierno nacional pero sostuvo: "téngase por presentado a Martín Sabbatella en su carácter de presidente de Afsca".
Las medidas cautelares son contra los decretos 13/15, 236/15 y 267/15 y habían sido pedidas por la Asociación de Defensa de Derechos de Usuarios y Consumidores (Adduc) y la Cooperativa de Trabajo para la Comunicación Social, respectivamente.
En su decisión de hoy, Garbarino aceptó la apelación del gobierno nacional contra la medida cautelar concedida desde su juzgado, pero lo hizo con el llamado efecto "devolutivo", que no suspende el contenido del fallo apelado mientras se tramitan las instancias revisoras, como si lo hubiese hecho el llamado "efecto suspensivo".
Ahora la medida cautelar concedida por Garbarino será revisada por la Cámara en lo Civil y Comercial Federal.