El actor estadounidense confesó que tiene un "terrible pesar" por su reunión con Joaquín "El Chapo" Guzmán porque no se logró con el objetivo de "contribuir al debate de la lucha contra las drogas".
El actor estadounidense Sean Penn rompió el silencio y dijo que tiene un "terrible pesar" por su reunión con Joaquín "El Chapo" Guzmán porque no se logró con el objetivo de "contribuir al debate de la lucha contra las drogas", al tiempo que la defensa del narcotraficante anunció que impugnará las "medidas extremas" aplicadas contra su defendido en la prisión de máxima seguridad en la que está detenido.

"Lamento que las polémicas sobre este caso hayan oscurecido mi verdadero objetivo, es decir contribuir al debate sobre las políticas para lucha contra la droga",
dijo ayer Penn en el programa "60 minutes" de CBS.
"Quisiera ser claro, mi artículo fracasó", agregó, refiriéndose a la nota publicada en la revista Rolling Stone.
El actor subrayó que su intención era abrir el debate sobre el consumo y tráfico de estupefacientes, así como los efectos de la guerra contra las drogas lanzada por EEUU y otros gobiernos.
"Vamos a poner todo nuestro esfuerzo -olvidémonos de la culpa-, vamos a poner todo nuestro esfuerzo, nuestra energía, todos nuestros miles de millones de dólares sobre el 'tipo malo', y ¿qué ocurre? Tenemos otra muerte al día siguiente de la misma manera", indicó Penn.
En su nota publicada en la revista, "El Chapo" recalcó que "el narcotráfico no depende de una sola persona. Depende de mucha gente, si no hubiese consumo, no habría ventas".
"Vayamos a lo que queremos de fondo. Todos queremos que este problema de las drogas concluya (...) Somos los consumidores. Estés o no de acuerdo con Sean Penn, existe una complicidad", aseguró.
El intérprete indicó que da igual si se está "en la derecha moral o la extrema izquierda", el caso es que "muchos de nuestros hijos están tomando drogas. ¿Y cuánto tiempo hemos pasado en la última semana desde que salió el artículo hablando de esto? ¿Un uno por ciento? Creo (que) eso sería generoso", reflexionó Penn.
La revista Rolling Stone publicó el fin de semana la entrevista que el actor realizó al líder del cártel de Sinaloa a principios de octubre, cuando estaba prófugo. El artículo fue divulgado después de que Guzmán fuese capturado el 8 de enero en Los Mochis, en su estado natal de Sinaloa, y recluido en la prisión de la que se escapó por segunda vez hace seis meses.
Desde entonces, el actor había mantenido silencio sobre las circunstancias del encuentro con el conocido narcotraficante, en compañía de la actriz mexicana Kate del Castillo.
Penn también rechazó que su entrevista con Guzmán facilitase su captura por las autoridades mexicanas. Indicó, no obstante, que las autoridades estaban "claramente muy humilladas por la noción de que alguien le encontrase antes que ellos. No somos más inteligentes que la DEA o la inteligencia mexicana. Teníamos un contacto gracias al que fuimos capaces de conseguir una invitación", dijo y rechazó que sintiese temor por su vida, al poder haberse convertido en objetivo potencial del cartel de Sinaloa.
Por otro lado, la defensa de "El Chapo" anunció que impugnará las "medidas extremas" aplicadas al narcotraficante en la prisión.
El abogado Juan Pablo Badillo, encargado de los amparos contra la extradición de Guzmán, dijo que las medidas de seguridad reforzadas en la cárcel constituyen un motivo de preocupación para la defensa.
Por ejemplo, expuso, "el hecho que cada cuatro o tres horas se le esté cambiando de celda, no es normal, y se puede entender como una cosa autoritaria, que no lleva a nada más que producir molestia en la persona, y todo eso por la vía legal se va a impugnar, se va a corregir".
En tanto, el titular del Órgano Administrativo de Prevención y Readaptación Social, Eduardo Guerrero, aseguró que es falso que el capo esté incomunicado y aclaró que puede tener los abogados que desee, pero debe nombrar "a un coordinador" para que sea el interlocutor, porque "no pueden entrar todos" al penal.
Señaló que Guzmán es trasladado de lugar de manera constante dentro del centro penitenciario, pero dijo que ello se aplica también para el resto de delincuentes definidos por el gobierno como prioritarios.
Por otro lado, el letrado dijo que para Guzmán "es una situación traumática que pueda ser extraditado a Estados Unidos", país donde es reclamado por diversos delitos. "Precisamente él contrata mis servicios profesionales como abogado penalista, constitucionalista, para promoverle los amparos que sean necesarios para evitar la extradición", precisó el abogado.
Finalmente, consideró que la cobertura mediática sobre los contactos que Guzmán tuvo estando prófugo con la actriz Kate del Castillo "son situaciones de un escándalo publicitario, de vodevil, de telenovela".
En esa línea, hoy la cadena CNN en Español difundió que Guzmán se sometió a una operación en los genitales para mejorar su desempeño sexual, pocas semanas antes de sostener el encuentro secreto con Kate del Castillo mientras estaba prófugo.
En la página de CNN se reveló un testimonio de "un funcionario del gobierno mexicano" que no se identificó y que puntualizó que la intervención quirúrgica tuvo lugar en una hospital del estado de Baja California, en el noroeste de México.
Al parecer los médicos le colocaron "un implante" para "aumentar la circulación sanguínea de la zona y con ello, mejorar el desempeño sexual del líder del Cartel de Sinaloa, de 58 años, indica el canal, que no ofrece más detalles.