"Su intención es entregarse", afirmó este sábado a C5N Carlos Broitman, quien informó: "Entendemos que la investigación tiene que ser llevada por la Justicia Federal".
El paradero de Ibar Pérez Corradi, el financista prófugo desde el 2012 por el triple crimen de General Rodríguez, seguía hoy siendo un misterio, pese a que sus defensores insistieron en que el empresario se quiere entregar y que el ex secretario de Seguridad Sergio Berni aseguró haber dado pistas sobre dónde estaría escondido.
"Su intención es entregarse", afirmó este sábado nuevamente a C5N el abogado Carlos Broitman, quien informó que la defensa busca que la causa la lleve la Justicia Federal.
En tal sentido, afirmó: "Estamos haciendo presentaciones en la Justicia". Y luego recordó que "hay un ordenamiernto y él tiene elementos de prueba para entregarse".

"Si él no me llama no tengo contacto", afirmó luego y enfatizó: "Él se quiere entregar. Pidió un juicio parcial y nosotros entendemos que la investigación tiene que ser llevada por la Justicia Federal".

Pérez Corradi está prófugo desde hace 44 meses acusado de ser quien ordenó en 2008 los asesinatos de Sebastián Forza, Damián Ferrón y Leopoldo Bina, y por las que cumplen condena a perpetua los hermanos Martín y Cristian Lanatta y los hermanos Víctor y Marcelo Schillaci.
Los hermanos Lanatta y Víctor Schillaci se fugaron el 27 de diciembre último del penal de General Alvear y protagonizaron un raid delictivo en la provincia de Buenos Aires y Santa Fe, hasta que finalmente fueron detenidos entre el sábado y el lunes último en la localidad santafesina de Cayastá.
Ahora, con los prófugos recapturados, el Gobierno anunció que quiere detener a Pérez Corradi y elevó recompensa a dos millones de pesos.