Así lo informó el abogado de la dirigente de la organización Tupac Amaru. "Después de 33 días de acampe y ninguna respuesta provincial, la criminalización de la protesta era lo que venía", expresó.
El abogado de Milagros Sala, Luis Paz, informó hoy que la dirigente de la organización Tupac Amaru "inicio una huelga de hambre" tras quedar detenida en la Comisaría de la Mujer de la capital provincial, y responsabilizó al gobernador Gerardo Morales.

"No nos sorprende la situación, después de 33 días de acampe y ninguna respuesta del gobierno provincial, la criminalización de la protesta era lo que se venía", señaló el letrado, al tiempo que señaló que la electa diputada por el Parlasur "inició una huelga de hambre".

Embed

Sala fue detenida hoy en su casa de la capital jujeña, tras un allanamiento a la vivienda, imputada por "instigación al delito y tumulto".

Según Paz, la medida contra la dirigente de la Tupac Amaru tiene por objetivo "ejemplificar, ya ha pasado en el 2001", y apuntó contra el gobierno provincial: "No nos sorprende la actitud de un gobierno de derecha como el que representa Morales, y (el presidente Mauricio) Macri a nivel nacional".