El titular de la Federación Argentina de Personal Aeronáutico (FAPA), Edgardo Llanos, anunció que se declararon en "estado de movilización y alerta" por 48 horas, cuando habrá una nueva reunión en el ministerio de Trabajo. Si no hay acuerdo, podría haber paro.
Los dirigentes de los gremios aeronáuticos y los directivos de la quebrada aercomercial SOL no lograron hoy en el Ministerio de Trabajo un acuerdo para destrabar el conflicto, por lo que los sindicatos ratificaron el alerta y movilización y acordaron un cuarto intermedio hasta el miércoles.
Los gremialistas informaron que la cartera laboral declaró "totalmente nulos" los 220 telegramas de despido enviados por la compañía a los trabajadores y adelantaron que si el miércoles "no se ofrecen soluciones definitivas los gremios de la actividad aeronáutica decidirán un paro general nacional".

Edgardo Llanos.jpg
El secretario general de la Asociación de Pilotos de Líneas Aéreas (APLA), Pablo Biró, dijo por su parte que el conflicto será "largo y doloroso" porque la "empresa está especulando con obtener beneficios como hizo antes con gobiernos provinciales y con Aerolíneas Argentinas".

Biro