El director del Centro Regional Litoral del Instituto Nacional del Agua (INA), Carlos Paoli, aseguró que "no se espera que haya una subida importante del río" Paraná en la próxima semana, lo que aliviará a la zona del litoral afectada por las inundaciones.


"El efecto del Niño está y los grandes centros del clima, que son los que hacen los pronósticos del Niño, indican que comenzarían a decrecer en febrero pero se mantendría como situación durante parte del otoño. No hay que bajar la guardia y ojalá no se den las posibilidades críticas", sostuvo el funcionario en diálogo con medios locales.

Sobre la situación actual detalló que "la cuenca está con una humedad importante dado que no se han producido lluvias importantes en la cuenca media, por lo que el caudal empezó a mermar un poco y está en 34/35.000 metros cúbicos por segundo, y no se espera que haya una subida importante del río en la próxima semana".

"De ahí en más, va a depender del comportamiento de las lluvias para la semana entrante y ahí esperar la reacción siguiente, es decir que hasta fin de mes no se espera un repunte importante del río", apuntó.

Por último, Paoli consideró que "si no se repiten episodios de lluvias en las próximas semanas, el descenso posterior continuaría y comenzaría a ser más marcado", y recordó que "a mediano plazo, sigue el escenario previsto con un verano con lluvias superiores a lo normal, febrero y marzo pueden tener lluvias superiores a lo normal, por lo que se estará en permanente atención".