El Gobierno recibirá el próximo jueves a representantes de las provincias para iniciar las discusiones sobre un proyecto de reforma electoral que apuntaría a establecer un sistema de boleta única, crear un ente autárquico electoral y simplificar el cronograma de elecciones.


La reunión a agenda abierta, que está prevista para las 11 en el Salón de los Escudos de la Casa de Gobierno, será encabezada por Adrián Pérez, secretario de Asuntos Políticos del Ministerio del Interior, y contará con la participación de los ministros de Gobierno de las distintas provincias.

"Vamos a escuchar primero a todos los sectores: gobiernos provinciales, partidos políticos, bloques parlamentarios, ONGs y académicos y de esas reuniones saldrá la propuesta al Parlamento", aseguró Pérez en declaraciones a DyN.

De acuerdo a lo precisado por voceros de la cartera política, la reunión con las provincias tendrá al menos tres ejes centrales: "Reemplazo del sistema de multiplicidad de boletas, por uno de boleta única, creación de un ente con autonomía del Gobierno para que sea la autoridad electoral y definición de un cronograma simplificado de elecciones".

Respecto de la expectativa de establecer un calendario electoral único para todo el país, Pérez explicó que "el objetivo es simplificar el cronograma electoral lo máximo posible en acuerdo con las provincias". "Vamos a trabajar para llegar a un consenso que nos permita votar en 2017 con un cronograma acotado y simplificado", agregó el funcionario.

Consultado sobre las posibilidades técnicas que tendría la Argentina para establecer un sistema de boleta electrónica a nivel nacional, Pérez garantizó que "se puede aplicar sin problemas, como ya lo hacen la ciudad de Buenos Aires y Salta en experiencias que han sido exitosas".

"Propiciamos el sistema de boleta única con incorporación de nuevas tecnologías y con el mayor grado posible de consenso", añadió. Para cumplir con este objetivo para las elecciones legislativas que se realizarán en 2017, el Gobierno debería avanzar en la contratación de unas 120 mil máquinas, además de implementar un operativo nacional de capacitación.