El médico sostuvo que completó la intervención con éxito y que realizó una igual en una rata, por lo que los resultados podrían alentar una operación similar en humanos.
El cirujano italiano Sergio Canavero anunció esta semana que logró realizar un trasplante de cabeza exitoso en un mono con miras a desarrollar la técnica para efectuar el mismo tipo de procedimiento en seres humanos. Ya hay un voluntario para someterse a la riesgosa operación.

Aunque la operación fue exitosa según Canavero, el mono fue ejecutado 20 horas después, informó el sitio español El Mundo. "El objetivo era comprobar que es posible hacer un trasplante de este tipo sin que se produzca un daño cerebral", explicó el médico.

Canavero, quien es titular del Grupo de Neuromodulación Avanzado de Turín, en Italia, unió fuerzas con científicos de China y Corea del Sur en los últimos meses para realizar los dos primeros trasplantes de cabeza: primero en una rata y luego en un mono, informó el sitio New Scientist, donde se publicó el video del roedor.

Un ratón vuelve a caminar con la cabeza trasplantada
"Ya tenemos suficiente información para proceder", aseguró satisfecho Canavero, para quien "es imortante que la gente deje de pensar que [un trasplante de cabeza] es posible", y agregó que piensa tener la técnica desarrollada para dentro de dos años.


"Esto es posible y estamos trabajando para lograrlo", aseguró el neurocirujano, quien ya tiene su primer voluntario para la experiencia: un hombre ruso llamado Valeri Spiridónov, de 30 años, quien padece una enfermedad degenerativa que le impide mover sus manos y cabeza.

Primer trasplante de cabeza
El científico italiano confirmó así las experiencias realizadas en los setentas por el neurocirujano estadounidense Robert White, quien trasplantó la cabeza de un mono, aunque sin conectar la médula espinal.

Canavero logró conectar la médula espinal con un polímero llamado polietilenglicol (PEG) pero no esperó a ver si su paciente obligado evolucionaba tras la operación.

Tras las experiencias exitosas en animales, Canavero anunció: "A partir de ahora, las próximas intervenciones las haremos con humanos cerebralmente muertos".