Una niña recién nacida fue hallada abandonada en un basural del barrio porteño de Villa Lugano y permanece bajo asistencia en el Hospital Piñero, con pronóstico resservado.
Fuentes policiales y médicas informaron a la prensa que se trata de una niña que, por el peso de 900 gramos, se cree que tiene 7 meses. "Se encontraba con la placenta y el cordón umbilical sin cortar", detallaron fuentes policiales.

La niña, que permanece bajo asistencia en el área de neonatología, se encontraba dentro de una bolsa, en un basural ubicado en la esquina de Chilavert y Araujo, en la Villa 20, barrio de Villa Lugano.

"Fue encontrada por vecinos que pasaban por el lugar y al advertir la bolsa con la niña llamaron a la policía", dijeron fuentes policiales.

Paola, la mujer que encontró a la niña, dijo en declaraciones televisivas que la beba fue hallada en una bolsa negra.

"Estaba en una bolsa negra, pensé que era un gato, abrí la bolsa y vi una manito, vi que era un bebé recién nacido", manifestó, y agregó: "Me dio un poco de miedo porque el ombliguito estaba medio blanco".

"Llamamos a la policía pero la policía no llegó y la trajimos en el auto de un vecino"
, sostuvo.