Autoridades de la localidad correntina de Santo Tomé confirmaron la detección de un caso sospechoso de zika en esa ciudad, correspondiente a un joven universitario brasileño que semanas atrás había viajado a la zona de Mato Grosso para visitar a sus familiares.
El intendente de Santo Tomé, Víctor Giraud, confirmó este martes que la persona afectada cursa estudios en la Facultad de Medicina de la Fundación Barceló, en la localidad correntina ubicada a la vera del río Uruguay y que limita con la ciudad brasileña de Sao Borja.

Giraud indicó que el joven universitario "vino con diagnóstico positivo de Brasil", ya que esta enfermedad fue detectada el pasado 6 de enero en un centro asistencial de Mato Grosso, al norte del vecino país, donde tiene residencia su familia.

Aseveró que el primer estudio que se realizó a este joven, quien ingresó al país el pasado 20 de enero, dio positivo para zika y que en las próximas horas se realizaría un nuevo análisis de confirmación, por lo cual mientras tanto se avanzó con tareas de bloqueo de foco en la zona de residencias universitarias en la cual vive el estudiante.

El intendente se manifestó preocupado por la situación sanitaria en esta provincia, ya que sólo en Santo Tomé habló de la existencia de "cuatro casos confirmados de dengue, otros siete casos sospechosos que se han enviado al laboratorio, y un caso confirmado de zika", por lo cual instó a extremar las tareas de descacharrado y prevención.