Tal como lo suponían los fanáticos de la película, Rose podría haber cambiado el final de su trágica historia de amor con Jack. Pero quizás entonces no sería un clásico del cine.
A 19 años del estreno de "Titanic", Kate Winslet reconoció que su personaje, Rose, podría haber salvado al de Leonardo Di Caprio, Jack, quien murió congelado en las aguas del ártico mientras sostenía una puerta donde flotaba su amor.

Casi dos décadas después del hito del cine épico pochoclero, Winslet, de 40 años, confirmó en el show de Jimmy Kimmel que Rose podría haber sido más generosa con su puerta. "Creo que él podría haber entrado ahí", reconoció la actriz.

Embed
Kimmel comentó lo que cada fanático de "Titanic" sostiene desde el estreno de la película, que Rose "dejó que Jack se muriera de frío", y Winslet no se inhibió: "Creo que él podría haber entrado en ese pedacito de puerta", confirmó entre risas, según el sitio ETOnline.