El Presidente confirmó que va a convocar "esta semana o la que viene" a las centrales sindicales para "sentarse a discutir paritarias", en medio de la escalada de tensión con incluso los gremios afines, que salieron a cuestionar con dureza la propuesta de discutir una suba salarial de entre el 20 y 25 por ciento.
En declaraciones exclusivas a DyN en la Casa de Gobierno, Macri realizó un "balance" positivo de la reunión de Gabinete que encabezó este martes en la Casa Rosada, donde dijo: "Repasamos la agenda de la semana, el presupuesto de todas las áreas" y aunque evitó hablar de los despidos de empleados estatales conocidos en los últimos días, se mostró "convencido de que estamos en el camino correcto".

Consultado sobre las advertencias del sindicalismo acerca de que no aceptarán un techo del 25 por ciento de aumento, Macri aclaró: "Nosotros aspiramos a una inflación en el año entre un 20 y un 25 por ciento, pero en las paritarias vamos a sentarnos a discutir para encontrar un equilibrio, teniendo en cuenta el esfuerzo en el que tenemos que ser todos parte para bajar la inflación".