El Presidente se reunió en Casa Rosada con un grupo de diputados que integrará el interbloque "Compromiso Parlamentario por la Argentina", encabezados por Darío Giustozzi y el puntano Luis Lusquiños.
El presidente Mauricio Macri recibió este martes en la Casa Rosada a un grupo de diputados nacionales del peronismo disidente y ex massistas que integrarán el interbloque "Compromiso Parlamentario por la Argentina", encabezados por Darío Giustozzi y el puntano Luis Lusquiños, que colaborarán en aportar quórum al macrismo para leyes clave para el Gobierno.
Macri, quien volvió a encabezar esta mañana una reunión de gabinete en pleno en la Casa Rosada y posteriormente anunció desde Pilar junto a la gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal el envío al Congreso de un proyecto de ley de Humedales, recibió por la tarde a 9 diputados nacionales que actuarán en conjunto con senadores del peronismo disidente en aportar quórum al oficialismo de cara al próximo año legislativo.
Del encuentro, que tuvo lugar en el Salón Norte de la Casa de Gobierno, participaron además de Giustozzi y Lusquiños, otros 7 diputados nacionales que conforman el grupo Compromiso Parlamentario por la Argentina y que responden a Adolfo Rodríguez Saa, todos ex integrantes del FpV y del massismo.

Por Compromiso Parlamentario por la Argentina concurrieron Darío Giustozzi, Luis Lusquiños, Claudio Poggi, Ivana Bianchi y Berta Arenas (Compromiso Federal), Alberto Roberti (ex Frente Renovador) y José Orellana (Primero Tucumán) y Sandro Guzmán y Eduardo Fabiani que responden al bloque de Giustozzi.
El Jefe de Estado estuvo acompañado por el presidente de la Cámara Baja, Emilio Monzó; el ministro del Interior, Rogelio Frigerio; el viceministro de Interior, Sebastián García de Luca, y el diputado Nicolás Massot.
En declaraciones a la prensa acreditada en la Casa Rosada, junto a Frigerio, Giustozzi anunció que vinieron a presentar al presidente "el espíritu de acompañar" para que "por primera vez en Argentina desde la vuelta a la democracia, las alternancias funcionen y cuenten con el apoyo de la dirigencia".
"Al que le toca ser oposición tenga responsabilidad de hacer lo posible para que le vaya bien al oficialismo y vamos a hacerlo con responsabilidad, desde nuestras propias pertenencias, la mayoría de origen justicialista", agregó Giustozzi.
Aunque no hablaron de "ningún proyecto en particular", Frigerio anticipó que el plan del gobierno es enviar entre otros, los proyectos de ley para alcanzar la "pobreza cero" , y renegociación con los holdouts y combate al narcotráfico, entre otros temas.
"Estamos satisfechos por esta muestra de madurez y apoyo a la gobernabilidad" dijo Frigerio a los periodistas acreditados en Casa Rosada.
En ese contexto, confirmó que entre "muchos proyectos" que Macri enviará al Parlamento figura la posibilidad de impulsar una nueva Ley Cerrojo para cancelar las deudas con los bonistas extranjeros con el fin de que Argentina "recupere el crédito para financiar programa de obra públicas y conseguir proyectos de inversión".