Marcelo Schillaci, hermano de Víctor, y uno de los condenados a prisión perpetua por el triple Crimen de General Rodríguez, pidió a la Cámara de Casación Bonaerense el beneficio por problemas de salud. Actualmente se encuentra preso en el penal de Olmos.
El planteo ya fue rechazado en varias instancias, no obstante el abogado, Javier Raidán, interpuso un nuevo recurso en el que solicita el la prisión domiciliaria ante alto tribunal penal provincial.

El 5 de enero pasado la Sala III de la Cámara en lo Penal de Mercedes rechazó el pedido de Schillaci quien está detenido en la Unidad 1 del penal de Olmos.

De acuerdo a las constancias del expediente, Marcelo Schillaci padece hepatitis C, várices esofágicas grado II y II, cirrosis hepática, hipertensión portal, y esplenomegalia. Desde hace dos años, su defensa reclama la prisión domiciliaria.

Según los letrados que defienden a Marcelo Schillaci, el penal donde está detenido no cuenta con los recursos necesarios para asistirlo.

El tribunal de Mercedes había rechazado el planteo al remarcar que "el lugar de detención cuenta con guardia médica permanente y ambulancia a disposición las 24 horas".

En su momento los jueces dijeron que Schillacci recibe el tratamiento adecuado a la patología que presenta, "habiéndose gestionado con la premura que el caso demanda los turnos y los paliativos indicados, disponiéndose, cuando fue necesario, su internación extramuros y surgiendo de los distintos informes médicos que el paciente presenta buena atención clínica".

Marcelo Schillaci es una de las cuatro personas, junto a Víctor y los hermanos Martín y Cristian Lanatta, consideradas responsables por los homicidios de Sebastián Forza, Leopoldo Bina y Damián Ferrón, conocido como "el triple crimen de General Rodríguez".

Schillaci, no estaba en el penal de General Alvear de donde se fugaron su hermano y los otros dos sentenciados porque a raíz de un grave cuadro de salud, estaba internado en el hospital penitenciario de la cárcel de Olmos.