Daniel Calderón permaneció secuestrado hasta el viernes, cuando fue liberado en un operativo del Grupo Halcón en Lomas de Zamora. El joven contó a C5N cómo vivió el calvario del encierro.
El joven de 23 años hijo del dueño de una panadería del partido bonaerense de Lomas de Zamora que permanecía secuestrado por una banda que lo capturó hace tres días, fue liberado este viernes por el Grupo Halcón en un operativo realizado en dicho distrito.

"No tengo palabras para describir lo que viví en estos tres días, fue muy feo. Esa sensación de no saber cómo está mi familia, fue horrenda", afirmó daniel Calderón, quien había sido secuestrado alrededor de las 23.20 del martes pasado sobre la calle Glade al 500 de Villa Centenario, partido de Lomas de Zamora, a metros de la panadería "Las Violetas", perteneciente a su padre.

Secuestrado
Asimismo, detalló cómo fueron sus días de encierro: "Me han pegado bastante el primer día. Pero los demás días al cuidado de otras personas estuve mejor. El primer día me dieron de comer, el segundo estuve a agua. Pero hubo gente que me ha tratado muy bien". Y agregó: "El tercer día el cuerpo no me daba más. Estaba encerrado, golpeado, ella mi hija la que me sostenía".
En tal sentido, relató "Venía de ver a mi hija que tiene un añito y cuando llegaba a mi casa me agarraron estas personas". "El apoyo de mi familia fue incondicional", enfatizó.
Asimismo, agradeció a la Policía y al Grupo Halcón, que encabezó el operativo en el que fueron detenidos tres de los secuestradores y, de esta manera, se frustró el pago de dos millones de pesos que pedían de rescate.

En tanto, la madre de Daniel afirmó: "Estoy muy feliz, contenta. Los momentos que vivimos fueron terribles. Gracias a todos". Y su papá dijo emocionado: "Fue increíble ese abrazo, por suerte lo tenemos acá".