El piloto de Virgin Racing fue el más rápido de todos y se quedó con la cuarta fecha del campeonato de autos eléctricos. El suizo Sebastian Buemi (Renault) llegó segundo, a pesar de largar en último lugar. El brasileño Lucas Di Grassi completó el podio.
El inglés Sam Bird mantuvo la primera posición de la clasificación y se quedó con el Gran Premio de Buenos Aires de la renovada categoría Fórmula E (fórmula Eléctrica), pese a la espectacular remontada del suizo Sebastien Buemi, quien pese a empezar en la última posición se quedó con el segundo puesto.

Bird, quien compite para la escudería DS Virgin Racing, se mantuvo en la primera posición durante las 35 vueltas que tuvo el circuito ubicado en Puerto Madero. El suizo Buemi (Renault) se quedó con la segunda colocación y manda en las posiciones del torneo, mientras que el brasileño Lucas Di Grassi (ABT Audi) ocupó el último escalón del podio y fue tercero.