Personal del departamento de seguridad vial interceptó a una camioneta en la Ruta 11, a la altura de Vieytes, y se encontró con que el conductor tenía casi 3,34 grados de alcohol en sangre, es decir casi siete veces más que lo permitido para manejar.

Personal del Departamento Vial de Vieytes interceptó a un vehículo marca Ford Ecosport color negra en la Ruta 11 Km. 111.500, en el marco del Operativo de Seguridad Sol 2015/2016 y los distintos operativos implantados en relación al fin de semana largo por Carnavales.

Al solicitarle la documentación correspondiente, el conductor tenía aliento a alcohol por lo cual se le realizó un test de alcoholemia que dio un resultado de 3,34 G/L grado de alcohol en sangre. A fines de dar con un conductor alternativo, se le hizo también el test a su acompañante el cual arrojó 3,22 G/L grados de alcohol en sangre, procediendo a la incautación del rodado y el secuestrado de las licencias de conducir.

Además, los efectivos labraron un acta de infracción en que se dejó constancia de los grados de intoxicación advertidos.