Un hombre protagonizó un escandoloso y patético episodio en Essex, Inglaterra, cuando después de tomar unas copas de más, se desnudó en plena calle y se pusó a tirar piñas al aire a los autos que pasaban.
Borracho en Essex
El episodio quedó registrado en una serie de videos que fueron subidos a la redes y el borracho, identificado como Tom O´Neil de 32 años, fue acusado de daño a un vehículo, estar borracho e indisciplinado en la vía pública y de atacar a un efectivo policial. Además, también se lo ordenó que pague 300 libras en compensación.

O´Neil aceptó los tres cargos.