El sumo Pontífice remarcó en su primera visita a México la necesidad de un trabajo conjunto entre la Iglesia y la comunidad laica para luchar contra "una metástasis que devora" a la sociedad.
El Papa pidió este sábado que los obispos y religiosos de México "no minusvaloren el desafío" que representa el narcotráfico para toda la sociedad y equiparó el accionar de los carteles con "una metástasis que devora".

Durante el discurso que pronunció en la catedral de la Ciudad de México, el Papa remarcó que "la gravedad de la violencia que disgrega y sus trastornadas conexiones no nos consienten a nosotros, pastores de la Iglesia, refugiarnos en condenas genéricas".

Por ello, Francisco pidió a los líderes religiosos tener "coraje profético y un serio y cualificado proyecto pastoral" para construir una "delicada red humana, sin la cual todos seríamos desde el inicio derrotados por tal insidiosa amenaza".

Francisco remarcó la necesidad de un trabajo conjunto de la Iglesia con las familias, las escuelas, las instituciones comunitarias, las agrupaciones políticas y las estructuras de seguridad en la lucha contra el narcotráfico.

"Sólo así se podrá liberar totalmente de las aguas en las cuales lamentablemente se ahogan tantas vidas, sea la de quien muere como víctima, sea la de quien delante de Dios tendrá siempre las manos manchadas de sangre, aunque tenga los bolsillos llenos de dinero sórdido y la conciencia anestesiada", agregó.

"Sean por lo tanto obispos de mirada limpia, de alma transparente, de rostro luminoso", pidió el Pontífice.

"No tengan miedo a la transparencia. La Iglesia no necesita de la oscuridad para trabajar. Vigilen para que sus miradas no se cubran de las penumbras de la niebla de la mundanidad; no se dejen corromper por el materialismo trivial ni por las ilusiones seductoras de los acuerdos debajo de la mesa", expresó.

"Si tienen que pelearse, peléense. Si tienen que decirse cosas, díganlas. Pero como hombres, en la cara", lanzó Francisco acerca del rol de los obispos frente a los retos sociales en México, informó el sitio CNN México.