El ministro de Educación, Esteban Bullrich, encabezará este lunes un encuentro con los cinco gremios docentes con representación nacional en el que se espera que el Gobierno plantee una oferta salarial para el sector que luego será evaluada por los sindicalistas que piden un aumento de entre el 35 y 40 por ciento.
El encuentro se realizará este lunes, a las 17, en la cartera educativa cuando se reúna nuevamente la mesa de condiciones salariales y laborales, a dos semanas del inicio del ciclo lectivo previsto para el lunes 29.

Los docentes pretenden una suba salarial de entre el 35 y el 40 por ciento, cifras alejadas a la pauta inflacionaria que maneja el gobierno para 2016 que prevén no superará el 25 por ciento.

Embed
El acuerdo al que lleguen las partes será utilizado como referencia en las provincias y marcará el piso de las negociaciones en los diferentes distritos, dado que la Nación no paga sueldos docentes en general desde que esa potestad fue transmitida a las provincias años atrás.

Fuentes del gobierno y sindicales señalaron que se espera que este lunes el gobierno realice su primer oferta salarial ante los representantes de los gremios docentes Ctera, UDA, Sadop, Amet y Cea.

El encuentro se producirá tras las críticas de la secretaria general de la Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina (CTERA), Sonia Alesso, ante la falta de propuestas salariales por parte de la administración macrista pese a que el sector ya participó de "tres reuniones" paritarias.

El gremio reclama un incremento de sueldos de "40 por ciento" que eleve el piso salarial docente a 8.500 pesos.

Embed

Y se sumó a las voces que advierten sobre la posibilidad de demorar el inicio de clases, previsto para el lunes 29, al referirse a las bajas ofertas que recibieron los docentes de Buenos Aires y Capital.

Ese escenario también fue planteado por diferentes gremios docentes de varias provincias y nacionales ante la falta de propuestas formales por parte de los gobiernos y la administración central.

En ese marco, los gremios de Entre Ríos (Agmer), Santa Fe (Amsafé) y Tierra del Fuego (Sutef) adelantaron sus reparos al inicio normal del ciclo lectivo en caso de que el aumento salarial sea inferior a sus expectativas.

Desde Córdoba el secretario gremial de Uepc, Oscar Ruibal, alertó que podrían "tomarle el guante al gobierno" y pedir un aumento semestral del 25 por ciento o uno anual por un porcentaje mayor, de hasta 40 por ciento.

En Santiago del Estero, los docentes de Cisadems realizaron harán el viernes una marcha para pedir al gobierno que convoque a paritarias e incorpore sumas no remunerativas al salario.