El servicio eléctrico de toda la línea, que circula entre la estación Constitución y el sur del Conurbano, volvió a funcionar aunque con demoras que oscilan los 20 minutos. El mismo retraso presentaba el servicio diesel.

El servicio eléctrico de toda la línea Roca, que estuvo interrumpido esta mañana debido a la tormenta, volvió a funcionar pasadas las 9 aunque con demoras de 20 minutos.

El servicio que une las estaciones Constitución-Ezeiza, Constitución-Alejandro Korn y Constitución-Quilmes-La Plata sufrió una falla en la alimentación durante el temporal de esta madrugada. Sin embargo, a las pocas horas, volvió a funcionar.

Tampoco circulaba el servicio diesel que habitualmente lo hace entre Temperley y Haedo debido a que las vías estaban anegadas por la caída de árboles.