El objetivo es regular la protesta social con acciones públicas, en especial aquellas que interrumpen el tránsito en calles o rutas. "Les vamos a dar cinco minutos. Se van por las buenas o los sacamos", advirtió la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich.
El gobierno nacional busca ponerle fin a los piquetes a través de la creación del nuevo Protocolo para Manifestaciones Públicas que tiene previsto el uso de las fuerzas de seguridad para desalojar a los manifestantes que interrumpan el tránsito en las calles y las rutas.

Embed
El protocolo en sus fundamentos invoca distintos tratados internacionales de derechos humanos, cuyo espíritu es que "el Estado debe brindar la certeza de que todos los miembros de la sociedad pueden gozar de los mismos derechos, por ello, la libertad de un individuo o grupo termina donde comienza la del otro".

Las manifestaciones se dividen en programadas o espontáneas

La iniciativa divide las manifestaciones en programadas o espontáneas. En el primer caso, los manifestantes deberán comunicar con anterioridad que pretende realizar un corte de calle. En tal caso podría ser autorizada con ciertos criterios específicos como zona de protesta y duración de la movilización.

Embed
Para las espontáneas, es decir las que no fueron avisadas con anticipación, el protocolo establece que "tanto las fuerzas de seguridad federales, provinciales, y de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires en sus respectivas jurisdicciones, deben garantizar la libre circulación de personas y bienes".

reclamo piquetes milagro sala

¿Cómo deberán actuar las fuerzas de seguridad ante un corte de calle?

Los efectivos deberán comunicar tal situación en forma inmediata al Ministerio de Seguridad de la Nación, o las autoridades competentes de los gobiernos provinciales y de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, de acuerdo a su jurisdicción.

Tras ellos, se establecerá un espacio de negociación entre las fuerzas de seguridad y los manifestantes para que cese el corte y se dará aviso a la justicia. "Queremos que los manifestantes encuentren su lugar y que quienes quieran circular puedan hacerlo", aseguró el Secretario de Seguridad Interior, Gerardo Milman, en declaraciones a Radio 10.

milagro sala cortes piuetes
Una vez concluida la negociación, el jefe del Operativo de Seguridad impartirá la orden a través de altoparlantes, megáfonos o a viva voz, que los manifestantes deben desistir de cortar las vías de circulación de tránsito, deberán retirarse y ubicarse en zona determinada para ejercer sus derechos constitucionales, garantizando siempre la libre circulación.

"No vamos a permitir que la calle sea un caos. Queremos cambiar la cultura del corte. No vamos a tolerar la extorsión. Si quieren que los escuchemos, los vamos a escuchar", señaló Bullrich.

En el caso de que los manifestantes no depongan su actitud, el jefe del operativo pondrá en conocimiento del magistrado competente y se procederá a intervenir y disolver la manifestación. Para ello, las instrucciones de la autoridad policial se harán por medio de frases cortas y claras.

milagro sala piquetes cortes
Se procederá a la filmación (video y audio) y fotografía de los operativos, para el caso de ser requeridas posteriormente por la Justicia, o permitan evaluar el desempeño del personal interviniente.