A partir del próximo 1 de abril la computadoras, tablets y celulares deberán ser transportados en el equipaje de mano durante los viajes aéreos de forma obligatoria, quedando prohibido su transporte en la bodega del avión. La causa de esta prohibición se debe al riesgo de incendio por sobrecalientamiento de las baterías de litio.
Según informa el diario francés Les Echos, esta norma afectará a todas las aerolíneas. El transporte de estos equipos sólo podrá realizarse en la cabina del avión como equipaje de mano de los pasajeros o a través de la tripulación de la compañía aérea.

La Organización de Aviación Civil Internacional (OACI), organismo dependiente de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), asegura que esta decisión forma parte de una petición recurrente por parte de distintos agentes del sector por motivos de seguridad.

Varias explosiones se sucedieron a causa de estos dispositivos en los últimos años. Un Boeing de All Nippon Airways en Boston con destino a Japón sufrió en enero de 2013 dos incendios en la bodega por el sobrecalentamiento de las baterías de varios aparatos electrónicos que transportaba, obligando al piloto a realizar un aterrizaje de emergencia.

La autoridad de aviación de Estados Unidos demostró también que los sistemas de extinción de incendios incorporados en los aviones no están capacitados para extinguir un fuego causado bajo estas circunstancias.

La prohibición mantendrá una vigencia "temporal" hasta 2018, una vez se establezcan las nuevas normas sobre el transporte de dispositivos con baterías de litio, según informó el presidente del Consejo de la OACI, Olumuyiwa Benard Aliu.