En el plenario de UTE se pondrá en consideración la oferta salarial ofrecida este viernes por el gobierno de la Ciudad. Se trata de un acuerdo cercano al 34,7% de aumento, que garantiza el inicio de clases previsto para el lunes.
Más temprano, el secretario general de la Unión de Trabajadores de la Educación (UTE), Eduardo López, se refirió a la negociación entre los docentes porteños y el Gobierno de Horacio Rodríguez Larreta por paritarias, y en ese marco, sostuvo que "el techo que se quería imponer no estaba acorde a los índices inflacionarios del país".

En diálogo con Radio 10, López sostuvo que el Índice de Precios al Consumidor (IPC) de la Ciudad dio una inflación interanual de 35% y que "de ahí sale el número de 35,6%" que reclaman desde UTE-CTERA para la paritaria docente de CABA.


El Ministerio de Educación de la Ciudad de Buenos Aires y los 17 gremios docentes porteños alcanzaron en la reunión paritaria salarial un acuerdo cercano al 34,7% de aumento, que garantiza el inicio de clases previsto para el 29 de febrero próximo.

El acuerdo consiste, en primer término, en otorgar un monto diferenciado de $1.215 para el cargo de maestro de grado de jornada simple con una antigüedad igual o menor al 60% y de $1.600 para aquellos de jornada completa con una antigüedad mayor al 60%.

Por otra parte, a partir del 1 de agosto se incrementa un 25% el salario básico y el sueldo mínimo garantizado pasando el mismo de $8.130 a $10.162,50 para el maestro de grado jornada simple.

El incremento salarial docente se verá reforzado por el aumento del Fondo Nacional de Incentivo Docente (FoNID), alcanzando de esta manera el cargo de maestro de grado jornada simple a $11.372,50 a partir del 1 de agosto, detallaron desde Educación de la Ciudad.

Consultado sobre si el lunes 29 comenzarán las clases en Capital Federal, López indicó: "Me encantaría el lunes estar dando mi clase de geografía".