Marina Menegazzo y María José Coni eran voluntarias de la ONG Puente Vincular, dedicada a asistir a personas sin hogar. Todos los domingos a la noche salían a dar de comer y a contener a quienes vivían en situación de calle.
Marina Menegazzo (21) y María José Coni (22), las turistas mendocinas asesinadas en Ecuador, eran dos chicas comprometidas con lo social y con un enorme amor hacía el prójimo. Ambos eran voluntarias de la organización social Puente Vincular, dedicada a asistir a personas en situación de calle.

"Todos los domingos a la noche salían a dar de comer y a dar charlas a personas en situación de calle", contó la presidenta de la ONG, Evangelina Albarracín.

Embed

Agradecemos a todos la difusión y cercanía. Hoy los Jinetes salimos a la calle con un profundo dolor pero con 2 luces...

Posted by Fundación Puente Vincular on domingo, 28 de febrero de 2016

La noticia del asesinato de las jóvenes conmocionó a todo Mendoza y, en especial, a sus familiares y amigos, quienes ayer organizaron una misa en la sede de la Fundación Puente Vincular. Es que allí, las chicas pasaban varias horas relacionándose con los problemas sociales y comprometiéndose a ayudar a los que menos tienen.

Menegazzo estudiaba Fonoaudiología en la Universidad del Aconcagua y Coni, Economía en la Universidad Nacional de Cuyo.

El 10 de enero, junto a dos amigas, emprendieron un viaje por Perú y Ecuador. El 13 pasado, dos de las chicas del grupo decidieron regresar a Mendoza, mientras que Coni y Menegazzo eligieron quedarse 10 días más en Montañita.

El lunes 22, los familiares de las chicas intentaron comunicarse con ellas pero no lo lograron. En ese momento, comenzó la desesperación. Tras la denuncia de la madre de Coni, las autoridades locales solicitaron al gobierno nacional y al ecuatoriano que investigaran el caso.

Pasaron los días y la angustia crecía entre los familiares de las chicas hasta que ayer se conoció la peor de las noticias: ambas fueron brutalmente asesinadas. Este lunes, dos personas fueron detenidas por los asesinatos.