El fotógrafo de modelos Paulo Arce, que fue encontrado sin vida este jueves en un gimnasio de la localidad bonaerense de Caseros, recibió tres puñaladas. Los investigadores creen que lo mató alguien que lo conocía.
Los investigadores del crimen del fotógrafo de producciones eróticas Paulo Arce determinaron que recibió tres puñaladas por la espalda en un gimnasio en desuso que aparentemente utilizaba como estudio, en la localidad bonaerense de Caseros, donde hallaron casi un kilo de cocaína, informaron este viernes fuentes policiales y judiciales.

Arce (44), también conocido por el apodo de "Cheff Bonzay", fue encontrado ayer por la mañana en Mariano Moreno al 4400, de la mencionada ciudad del partido de Tres de Febrero, y los investigadores creían hoy que el asesino era alguien a quien conocía previamente.

Embed
Según las pericias, el cuerpo presentaba lesiones cortantes. Los investigadores, en un primer momento, no advirtieron faltantes en la casa.