El Barcelona, de nuevo guiado por el crack argentino, autor de un doblete, amplió este domingo a 36 su racha de partidos invicto al golear por 0-4 al Eibar en el campo de Ipurúa en la vigésima octava jornada de la Liga BBVA.

El Barcelona llevaba 35 partidos sin perder antes de visitar el estadio eibarrés y ahora ya son 36 duelos invictos. En cambio, los locales sufrieron su cuarta derrota seguida.

Barcelona vs. Eibar
El entrenador del Eibar, José Luis Mendilibar, alineó el mismo once inicial que ante el Sevilla, sin extremos natos, para intentar cerrar los espacios por el centro al Barcelona.

El técnico visitante, Luis Enrique, dejó en el banco a Iniesta, mientras que Arda Turan jugó como centrocampista por la izquierda y Munir ocupó el puesto en el ataque del sancionado Neymar.

El Barcelona, que está en racha, aprovechó su primera ocasión y Munir abrió el marcador. Y luego fue
Messi, quien tras un error de Capa agarró la pelota, entró cómodo al área y remató para aumentar ventajas.

Tras un centro del argentino el árbitro marcó penal por una supuesta mano de Rais, quien se lanzó al suelo para cortar el balón y apoyó la mano golpeando la pelota. Messi cambió la oportunidad por gol y dejó las cosas en 0-3.

El broche de cierre lo puso Luis Suárez, quien cabeceó un tiro libre lanzado por Messi que fue atajado por el Riesgo, pero que poco después en una segunda oportunidad no perdonó y marcó el 0-4 con un cruzado.