El equipo del Ingeniero Pellegrini empató sin goles ante el Dinamo de Kiev y así aprovechó el 3-1 como visitante en la ida y selló el pasaje a cuartos. Nicolás Otamendi se lesionó en el primer tiempo y debió abandonar el campo de juego.