El confuso incidente ocurrió en el estado indio de Madhya Pradesh. Un joven de 24 años fue enterrado vivo luego de que un grupo de trabajadores le arrojara cemento mientras él se encontraba durmiendo en la obra en construcción para la que también trabajaba.
La familia del obrero fue quien dio aviso que se encontraba desaparecido, por lo que decidieron revisar el lugar y descubrieron que una mano sobresalía entre el material.

Según el diario The Mirror, el episodio ocurrió en, Madhya Pradesh, India central.

Allí, el joven Jai Ram, de 24 años, se encontraba durmiendo la siesta en la obra en construcción de un conducto para el río Pench cuando un grupo de compañeros depositó gran cantidad de hormigón sobre su cuerpo.

lo enterraron vivo

Tras el paso de las horas, su familia dio aviso que se encontraba desaparecido, por lo que los trabajadores decidieron revisar la obra y notaron que una mano sobresalía del material y, al excavar, descubrieron el cuerpo sin vida. Tras lanzar el material, pasaron la aplanadora para nivelar el material.

De acuerdo a los últimos reportes, estas personas están siendo intensamente buscadas por personal de la policía local, ya que se encuentran prófugos tras ser acusados de homicidio.

El comisario jefe de la Policía, Dr. Kishore Girijia Pathak, de 52 años, enfatizó que se trata de un caso grave de negligencia, ya que tendrían que haber revisado el lugar antes de continuar con la tarea.

"Se ha confirmado que Jai Ram estaba durmiendo y este es un caso de negligencia absoluta. La persona en el asiento del conductor del rodillo será el primer acusado en este caso", declaró el policía.

"Mientras tanto estamos recogiendo las declaraciones de las personas presentes en la zona en el momento y otros trabajadores de turno de la mañana", dijo el comisario.