La Conferencia Episcopal Argentina confirmó que la Iglesia "esta ordenando" los documentos pata hacerlos públicos. El próximo miércoles, el Sumo Pontífice saludará en la audiencia general a familiares de desaparecidos.
Luego de confirmarse que Estados Unidos descalificará documentos sobre la última dictadura ante la llegada Barack Obama al país.

El Vaticano confirmó que "está ordenando" sus archivos sobre la última dictadura cívico-militar argentina para desclasificarlos mientras se espera por la reunión que el próximo miércoles el Papa Francisco sostendrá con familiares de desaparecidos.

"El ordenamiento de los archivos lleva su tiempo porque implica la lectura y clasificación de los documentos. Algunos estaban más ordenados y otros necesitan más atención", aseguró a Télam el secretario general de la Conferencia Episcopal Argentina, Carlos Malfa, luego de ver al Papa Francisco en el Vaticano.

"En general se trata de cartas que se recibían y contestaban solicitando conocer el paradero de detenidos desaparecidos o alguna gestión en ese sentido.
También hay recortes de periódicos de la época", explicó sobre los archivos que la Iglesia y el Vaticano están ordenando conjuntamente antes de poner a disposición de los interesados.

"No podemos dar una fecha, pero se está trabajando en ello", ratificó Malfa en vísperas del 24 de marzo, cuando se cumplen 40 años del último golpe de Estado en Argentina.
En ese marco, fuentes de la Santa Sede confirmaron a que el próximo miércoles 23 de marzo Francisco saludará en la audiencia general a familiares de desaparecidos durante la última dictadura cívico-militar.

Se trata de Marie-Noelle Erize Tisseau, hermana de Marie-Anne, desaparecida en San Juan el 15 de octubre de 1976; Víctor Carvajal, hermano del dirigente comunista Alberto Carvajal, asesinado el 18 de agosto de 1977 en la misma provincia; y de Genevieve Jeanningros, sobrina de la monja francesa Leonie Duquet, desaparecida el 10 de diciembre de 1976 en Buenos Aires.

En la misma audiencia Francisco recibirá a Cecilia Romero, sobrina del beato Monseñor Oscar Romero, asesinado el 24 de marzo de 1980 en El Salvador mientras celebraba una misa.
En esa línea, Francisco ratificó la disposición para que también se abran los archivos sobre la última dictadura uruguaya (1973-1985).

"Los archivos sobre las dictaduras se van a abrir. Hable con Laterza", había afirmado el Papa Francisco ante el embajador de Uruguay en la Santa Sede, Francisco Ottonelli, confirmando lo que ya había adelantado con las mismas palabras en forma privada a un grupo de Madres de Plaza de Mayo sobre la decisión de poner a disposición todos los archivos del Vaticano sobre las dictaduras del Cono Sur.

En el diálogo con el diplomático uruguayo, Francisco se refirió a Giuseppe Laterza, oficial de la Secretaría de Estado que el año pasado prometió a la presidenta de Familiares de Detenidos y Desaparecidos por Razones Políticas, Angela "Lita" Boitano, la apertura y puesta a disposición de todos los archivos vaticanos sobe la dictadura argentina.

En un encuentro a solas con el Pontífice, relató el diplomático uruguayo, Francisco le ratificó su "disposición" a abrirlos y lo derivó a "instrumentar el procedimiento" con Laterza, que sugirió buscar respaldo de la Conferencia Episcopal de su país.

Ese respaldo ya tiene el visto bueno verbal pero aún no se ha formalizado por el recambio de autoridades que hubo a fines del año pasado, explicó Ottonelli.

En el caso argentino, explicó Malfa, "la decisión de ordenar los archivos fue tomada por la Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal cuando, en el año 2012, cuando se aprobó el documento 'la fe en Jesucristo nos mueve a la verdad, la justicia y La Paz"'.