El tercer sospechoso del ataque terrorista perpetrado este martes en la terminal aérea, identificado como Najim Laachraui, fue apresado en el distrito de Anderlecht por fuerzas especiales de la policía belga.
Laachraui es el hombre que aparece en la foto junto a los que se cree que son dos terroristas suicidas momentos antes de que se produjeran dos explosiones, precisó la cadena de televisión RTL.

Las fuerzas de seguridad habían emitido una orden de captura contra él y habían pedido a la población que aportara información sobre este hombre, cuya identidad no fue confirmada oficialmente todavía.

En su búsqueda se llevaron a cabo interrogatorios y allanamientos, en particular en el distrito bruselense de Schaerbeek, donde el martes por la tarde se encontró un artefacto explosivo hecho con tornillos, productos químicos y una bandera del Estado Islámico (EI).

De Laachraui no sólo se sospecha que estuvo directamente implicado en los atentados de ayer, sino también en la red que llevó a cabo los que se produjeron en París el pasado 13 de noviembre, y que mataron a 130 personas.

Su ADN se encontró en el material explosivo utilizado en la capital francesa. Los servicios secretos lo tenían en la mira, en particular porque tenían constancia de que había ido a Siria en febrero de 2013.

En septiembre pasado fue objeto de un control, en la frontera entre Austria y Hungría en el que dio una identidad falsa -Sufiane Kayal-.

Iba entonces acompañado de dos presuntos miembros de la red que atentó en París: el francés Salah Abdeslam, arrestado el viernes pasado en Bruselas y el argelino Mohamed Belkaïd, abatido por la policía tres días antes también en la capital belga.

Laachraui tiene 24 años y nacionalidad belga. Procede del barrio Schaerbeek y se lo relaciona con las redes yihadistas en otro sumario en el que la justicia belga debe dictar sentencia el próximo mes de mayo.

La Fiscalía pidió 15 años de prisión para él por haber reclutado a varios de sus amigos para el Estado Islámico (EI).