El Presidente convocó esta tarde a su socia en Cambiemos luego de las fuertes críticas que la diputada formuló sobre el nuevo tarifazo en el que avanza el Gobierno y tras la denuncia que presentó y que derivó en la imputación de Angelici.
El presidente Mauricio Macri recibió a la diputada Elisa Carrió en la residencia oficial de Olivos, en un clima enrarecido entre ambos por las fuertes críticas expresadas por la cofundadora de Cambiemos con respecto al rol de Daniel Angelici en la justicia y por el fuerte ajuste que aplica el gobierno nacional.

"Fue una reunión dura, franca y muy divertida", afirmó Carrió tras el encuentro y agregó que "Cambiemos es una fuerza democrática que debate todos los temas". La diputada dijo que el cónclave "terminó muy bien" y añadió que "los tres discutimos todos los temas de agenda" durante más de una hora en Olivos.

Para bajarle el tono a la convocatoria, fuentes de la Casa Rosada aseguraron que el encuentro "ya estaba previsto, no para contenerla sino para dialogar entre dos adultos y aliados".

Sin embargo, voceros del ala política del PRO señalaron a la agencia de noticias Télam que la intención oficial es "hacerle entender a 'Lilita' que al Presidente le causa molestia lo que dice, no es gratuito. Ella respalda dos o tres medidas pero después golpea con lo que a la oposición le gusta más pegarle al Gobierno".

Además, acusan a Carrió de "engrandecer" un personaje para pelearse sola, porque el presidente de Boca Juniors "no es operador judicial, un operador es alguien desconocido, como lo era para el kirchnerismo Javier Fernández".

Igualmente, en el Gobierno la intención es "bajarle los decibeles" a la disputa mediática y responden que "de ninguna manera" está sobre la mesa la idea de romper la alianza con ella, quien además podría ser candidata a legisladora por Cambiemos.

El encuentro entre Macri y Carrió tiene lugar esta tarde, previo al viaje del Presidente rumbo a Washington, en donde participará de la Cumbre de Seguridad Nuclear y su primera reunión bilateral con el presidente de China, Xi Jinping.

A partir de la denuncia de Carrió, Angelici fue imputado por tráfico de influencias y deberá prestar declaración indagatoria.

Además la diputada utilizó este miércoles su cuenta de twitter para cargar contra "los aumentos brutales" de tarifas en los que avanza el gobierno de Macri. "No se puede ahogar a la sociedad" escribió y reveló que intentó frenarlos pero que en el gobierno no la escucharon.