Fue encontrada en Mauricio, en el este de África. El gobierno australiano y Malasia trabajan juntos para tratar de determinar si pertenece o no al vuelo de Malysia Airlines, en el que viajaban 239 personas hace dos años.
El Gobierno australiano informó este domingo de que trabaja junto a Malasia para verificar si una pieza de metal hallada en Mauricio, en el este de África, pertenece al interior del vuelo MH370 desaparecido con 239 personas hace más de dos años.

"Este resto es un objeto de interés, sin embargo hasta que no haya sido examinado por expertos no es posible asegurar el origen" de la pieza recuperada el jueves, afirmó en un comunicado Darren Chester, ministro australiano de Transporte.

No obstante, algunos expertos consideran que la parte encontrada podría pertenecer a una de las paredes internas del aparato de Malysia Airlines desaparecido el 8 de marzo de 2014, según el portal de noticias "news.com.au".

Desde el mes pasado, las autoridades han recuperado otros cuatro restos en la costa oriental africana que podrían pertenecer al avión de la compañía malasia y en las que se trabaja para confirmar su origen.

Estas cinco piezas se unen al fragmento del ala que fue encontrado en julio de 2015 en la isla francesa de Reunión, al este de Madagascar, en lo que fue el primer indicio tangible de que el Boeing 777 se estrelló en el océano Índico.

Australia lidera un operativo en el que también participan Malasia y China que busca los restos del avión en unos 120.000 kilómetros cuadrados de una remota zona del Índico, de la que faltan 25.000 por rastrear.

El MH370 desapareció 40 minutos después de despegar de Kuala Lumpur rumbo a Pekín después de que, según la investigación oficial, alguien apagara los sistemas de comunicación y virara el aparato, que se habría estrellado en el mar una vez agotado el combustible.