Los pronósticos fallaron y los Wildcats de Villanova, con un triple espectacular de Kris Jenkins sobre la chicharra, se proclamaron nuevos campeones del básquet universitario de la NCAA al vencer 77-74 a los Tar Heels de Carolina del Norte, grandes favoritos y bancados en la tribuna nada menos que por el gran Michael Jordan, que se inició en dicha Universidad.
El partido no se definió hasta la última décima de segundo del tiempo reglamentario al conseguir Jenkins el triple que rompió el empate a 74-74 después que los Tar Heels lo habían logrado con otro tiro desde fuera del perímetro del escolta Marcus Paige.

NCAA
Los Wildcats, que habían hecho durante todo el partido una gran defensa, también encontraron la manera de anotar en los momentos decisivos que les permitió conseguir el segundo título en la historia del equipo, primero desde 1985.

El final protagonizado por los Tar Heels, que tuvieron en el NRG Stadium, de Houston al legendario Michael Jordan como el espectador de lujo para animarlos, y los Wildcats fue uno de los más emocionantes e igualados que se recuerda en la historia de la gran final de la Final Four.