Así lo resolvió el magistrado en la causa en que indagó a ambos por supuesto delito en las compras de trenes usados a Ezeiza y Portugal. También rechazó el pedido que hizo Manuel Vázquez, asesor del ex funcionario.
El ex secretario de Transporte Ricardo Jaime y su ex mano derecha Manuel Vázquez seguirán detenidos y serán trasladados a una cárcel del Sistema Penitenciario Federal, probablemente a la prisión del partido bonaerense de Ezeiza.

Embed
Así lo resolvió este martes el juez federal Julián Ercolini en la causa en que indagó a ambos por supuesto delito en las compras de trenes usados a Ezeiza y Portugal al rechazar sendos pedidos de excarcelación que habían presentado las respectivas defensas.

El magistrado también rechazó liberar al ex asesor de Jaime, Manuel Vázquez y dispuso que ambos sigan detenidos y sean trasladados al penal de Ezeiza, a un pabellón donde se alojan presos que no son peligrosos, de más de 50 años, según confirmaron fuentes judiciales.

El juez tomó en cuenta la grave imputación que se le realiza a Jaime por "delitos de gran significancia económica", advirtió que podría darse a la fuga o eludir la acción de la justicia, y las condenas que registra en otras causas.

"La presunción de que Jaime podría adoptar una conducta evasiva frente a la acción de la justicia no se basa únicamente en la expectativa de pena del ilícito que se le reprocha sino que se encuentra respaldado en otras circunstancias objetivas relativas a las condiciones personales del encausado, en tanto es imputado de delitos de gran significancia económica y de corrupción", advirtió el juez.

"El carácter de Ricardo Jaime como ex titular Secretaría de Transporte y las circunstancias de corrupción ventiladas en la presente causa, permiten presumir relaciones residuales para la facilitación de vías de transporte que posibiliten eludir la acción de la justicia", subrayó el magistrado.

Embed

En su resolución, el juez ponderó que Jaime registra antecedentes condenatorios; "motivo por el cual, en caso de recaer una condena a su respecto en los presentes actuados, es de presumir que la misma sería de efectivo cumplimiento".

Jaime está condenado por la tragedia ferroviaria de Once, y por dádivas, a una pena unificada de 6 años de prisión, y ahora está detenido a disposición del juez Ercolini quien ayer lo indagó por los supuestos sobreprecios que se habrían pagado en la compra de vagones a España y Portugal.

Sobre Jaime pesa además una condena firme a seis meses de prisión por intentar robar prueba que se había secuestrado en un allanamiento que se hizo en su casa de Córdoba.

Respecto de Vázquez, su defensa presentó un escrito en el que solicitó se le conceda la excarcelación, y subsidiariamente, planteó se proceda a la detención domiciliaria por razones de salud.

El juez señaló que el Jefe de la Sección Medicina Legal de la Dirección General del Régimen Correccional ha informado que de acuerdo a las constancias médicas enviadas del imputado Vázquez podría ser alojado en el Complejo Penitenciario Federal I.