La silla de roble de 1930, pintada a mano y firmada por la escritora, es subasta este miércoles en New York por 394.000 dólares. Rowling había donado la silla en 2002 a beneficio de una asociación de lucha contra la violencia de niños.
Una silla que usó la autora británica J.K. Rowling para escribir los dos primeros libros de la saga de "Harry Potter" fue subastada este miércoles en Nueva York.
La modesta silla de roble de 1930 era parte de un set de cuatro que la escritora regaló cuando era una madre soltera con pocos recursos viviendo en Endimburgo. En ella, la pintora dibujó la frase: "Escribí Harry Potter sentada en esta silla".

Silla Harry Poter
La casa de subastas dijo que la venta llegó a los 394.000 dólares, incluyendo impuestos.
Cuando no escribía en los cafés, Rowling usó esta silla para crear los dos primeros de los siete tomos de su saga: "Harry Potter y la piedra filosofal" (1997) y "Harry Potter y la cámara secreta" (1998).

Silla Harry Poter
Rowling donó la silla en 2002 a beneficio de una asociación de lucha contra la violencia contra los niños. En 2009, la silla se vendió en otra subasta por 29.117 dólares, un precio 14 veces menos que el alcanzado en el remate actual.

Embed
Además, este joya para los fans viene con un certificado firmado por la propia autora. "Mi parte nostálgica está un poco triste de verla ir, pero mi espalda no", escribió en él Rowling.
La saga de "Harry Potter" fue traducida a 67 idiomas y vendió más de 450 millones de ejemplares.