Documentos de la Junta Comercial del Estado de San Pablo revelan que la red de Pago Fácil inició sus actividades en marzo de 2001. Macri habìa asegurado que la sociedad offshore se había abierto para ese negocio pero que nunca había pasado más que de la etapa de proyecto.
Documentos oficiales de la Junta Comercial del Estado de San Pablo revelaron que Mauricio Macri utilizó la sociedad offshore Fleg Trading para instalar una red de hasta 200 locales de Pago Fácil en Brasil

La documentación a la que tuvo acceso Página/12 confirma que el desembarco de los locales de cobros de servicios y facturas se concretó en 2001, tres años después de la creación de la firma offshore bahameña.

Orlando Salvestrini, responsable del fondo de inversiones Mercosur Technology Communication (MTC) con el que el grupo controlaba, contó en abril de 2002 al diario La Nación, que Pago Fácil Brasil tenía hasta ese momento "sólo 15 puntos de venta en San Pablo, pero para fines de año llegarían a las 200 bocas, incluyendo sucursales propias, cubriendo toda la ciudad y también Río de Janeiro".

Sin embargo, al justificar la inactividad de Fleg Trading durante una década, Macri había afirmado que la offshore "se armó para llevar Pago Fácil a Brasil pero después no se pudo". En realidad, se intentó y falló.

Formalmente la red de cobros inició actividades el 5 de marzo de 2001 con la compañía Global Collection Service do Brasil, contó con un capital inicial de 10.000 reales y tuvo domicilio en la Rua Leopoldo Couto Magalhes Junior 110, en San Pablo. El CEO de la empresa fue Marcelo Antonio Temporini, que ocupó ese cargo entre diciembre de 2000 y diciembre de 2003. El líder del proyecto fue el hermano menor del presidente y compañero en el directorio de la bahameña Fleg Trading, Mariano Macri.

Según Página/12, entre la detallada información disponible se puede constatar que Mariano Macri permaneció en Pago Fácil hasta comienzos de 2007 cuando el grupo Socma se retiró de la compañía. En 2006 el holding informó a la Comisión Nacional de Valores la venta de su participación en Pago Fácil Argentina (a través de Sepsa-Global Collection Services controlaba el 75%) a su socio minoritario Western Union. Desde entonces la multinacional estadounidense tomó el control del pujante negocio. Y, en enero de 2007, bajo la supervisión de Mariano Macri, también se concretó la salida del holding de Global Collection Service do Brasil. De todos los desprendimientos vinculados al Pago Fácil Brasil, la única firma sobreviviente fue la panameña Fleg Trading, que recién fue dada de baja en enero de 2009.

Salvestrini argumentó que en 2001 el grupo Socma de los Macri intentó instalar el servicio en el exterior. "Tratamos de desarrollarla allá pero no pudimos por la crisis acá en Argentina. Lamentablemente no se pudo poner Pago Fácil en Brasil", dijo recientemente. "Teníamos los contratos en negociación pero no pudimos asignar recursos humanos allá y quedamos sin la operación. Una lástima", remarcó.