El senador nacional y ex presidente se reunió con gremialistas y aconsejó a los dirigentes provinciales no "volver con las manos vacías" a La Rioja cada vez que visiten la Casa Rosada.
El senador nacional y ex presidente Carlos Saúl Menem consideró que los primeros cien días del gobierno de Mauricio Macri fueron "un golpe al bolsillo" y aconsejó a los dirigentes provinciales no "volver con las manos vacías" a La Rioja cada vez que visiten la Casa Rosada.
Las declaraciones de Menem se produjeron en las últimas horas en un encuentro que mantuvo con gremialistas riojanos en su casa del Golf Club, con quienes analizó la situación actual y en especial la de la provincia con caída de la producción y despidos en industrias.
Embed
Según dos fuentes que participaron del encuentro, el senador dijo ante los sindicalistas que "los primeros 100 días de (Mauricio) Macri fueron un golpe al bolsillo de la gente".
También cuestionó en cierto modo la actitud del nuevo gobernador riojano, el peronista Sergio Casas, al señalar que debe "ir a exigir soluciones de fondo para La Rioja" a Macri, en lugar de "ir para la foto".
En ese sentido, señaló que "no hay que volver de Buenos Aires con las manos vacías porque quienes la están pasando mal son los sectores más necesitados".
Los sindicalistas le habían ido a plantear su "profunda preocupación" por la situación del trabajo industrial en la provincia, los despidos y bajos salarios que se pagan pese a la suba de tarifas y la paralización de la obra pública.
El senador de 85 años también se comprometió a hacer de nexo entre los sectores de la producción local y el gobierno nacional. Sin embargo, no dio precisiones respecto de si buscará ser reelecto en su banca de senador nacional en 2017, como especulan algunos sectores del peronismo riojano.