Andrés Haraszthy-Ollivier compartió en la red social su experiencia: "Ahora me da miedo viajar en taxi", dijo luego de que un grupo de choferes intentaran detener el auto que iba.
Acostumbrado a usar Uber en el exterior, Andrés cuenta que no dudó al momento de utilizar el servicio en Buenos Aires. Por eso pidió desde su teléfono un auto, llegó, se subió, todo normal hasta que faltaban unas pocas cuadras para llegar a su casa cuando el chofer le dijo: "No te asustes, pero no voy a frenar. Nos está siguiendo un taxi y si bajamos nos van a cagar a trompadas".

Embed
Finalmente no hubo que lamentar consecuencias graves, ya que el Uber que tomó Andrés, según él mismo cuenta en Facebook, tras cometer varias infracciones logró perder al taxi y llevarlo hasta su casa.

Cabe destacar que en medio de la polémica por la utilización de la aplicación, el fiscal porteño Martín Lapadú solicitó al Ente Nacional de Telecomunicaciones que se bloqueen las plataformas digitales a través de las cuales se accede a los servicios de Uber, en el marco de la investigación que inició de oficio por uso indebido del espacio público con fines de explotación comercial.

Varios fueron los taxistas que en las últimas semanas y desde que la palicación comenzó a funcionar en Buenos Aires, habían amenazado con tomar medidas por su cuenta, si el Gobierno de la Ciudad no lograba impedir que el nuevo sistema de viajes continuara funcionando.